Guía de estrategia para gerentes comerciales

Aprende
50% Complete

Recibe la Guía Gratis antes de que sea publicada

Todo lo que necesitas para transformar tu fuerza de ventas

100% Privado. Nunca enviaremos spam

Guía de Estratégia para Gerentes Comerciales GRATIS!

  • Aprende como las mejores empresas han transformado sus fuerzas de ventas.
  • Aprende las mejores estrategias de ventas para tus asesores comerciales.
  • Aprende como transformarte de un gerente a un líder comercial.

100% privado. Nunca compartimos tu correo.

El Plan de Mercadeo de Una Semana

Todo empresario tiene el potencial para crear un plan de mercadeo en una semana que sea adecuado a las necesidades de su negocio, si se centra en un sistema dinámico en lugar de invertir en actividades que no se conectan entre sí.  En su libro one week marketing plan Mark Satterfield nos enseña como.

 

Aprende cómo crear tu propia campaña de mercadeo en solo una semana.

Cada empresario sabe que el mercadeo puede hacer la diferencia entre el éxito o el fracaso. Pero es una tarea muy desalentadora. Gurús, medios sociales, publicidad – es suficiente para perderse.

Pero hay otra forma de entender el mercadeo. Simplemente redúcelo a lo esencial, dale a la gente lo que quiere y gana más clientes. Eso no es tan complicado, ¿verdad?

Cierto. De hecho, puedes hacerlo en apenas cinco días. Estos segmentos te mostrarán cómo.

Después de leer estos segmentos, conocerás

  • cómo utilizar la publicidad de pago por clic para tu ventaja;
  • una manera fácil de encontrar tu nicho; y
  • por qué el correo directo todavía no ha muerto.

 

Día 1: Define tu nicho de mercado.

El primer día para diseñar el plan de mercado de su empresa debe centrarse en que encuentres tu nicho. Aunque el mercadeo del nicho puede limitar tus opciones aparentemente, tu especialización pagará cuando destaques por encima de la competencia.

¿Por qué encontrar un nicho es esencial?

En primer lugar, proporciona visibilidad. Para obtener nuevos clientes primero necesitas llamar su atención, y puede ser de ayuda que te centres en un área de experiencia. Al definir un nicho envías un mensaje en particular a una audiencia determinada con necesidades particulares. Ponte en los zapatos de tus clientes. Por ejemplo, imagínate que eres una estrella de Silicon Valley que, después de vender tus acciones, está desesperadamente buscando una manera de evitar ser eliminado por el IRS. No elegirías un libro de consejos generales como “Diez maneras de ahorrar dinero en tus impuestos,” sino más bien uno que se adapte a tus necesidades específicas, como “Diez Errores Típicos Que Puedes Cometer Con Las Ganancias de Tus Acciones.”.

Pero esa no es la única razón por la que definir un nicho es útil. Un nicho también puede mejorar tu negocio. Piensa en JDC Repair, una cadena de reparación de teléfonos. Comenzaron a atender solamente productos de Apple y duplicaron sus ventas en un año. ¿Cómo?

La ruta del nicho que tomaron los hizo más creíbles como especialistas de Apple. Pero no solo eso, sus empleados también trabajaban más rápido, pues solo tenían que reparar un producto. En resumen, se hicieron expertos en su nicho.

Por lo tanto, un nicho es útil, pero ¿cómo encontrar el tuyo?

Tu nicho podría ser una industria – por ejemplo, puede estar dirigida únicamente a las empresas en un campo particular. Pero también podría ser una función, lo que implica que tu empresa se dirige a un público en particular independientemente de la industria. Por ejemplo, puedes ofrecer un curso de oratoria para ejecutivos de todos los campos. En este caso, la formación para hablar en público es tu nicho de funcionamiento, pero no hay límites en lo que respecta a tu audiencia.

Comienza a definir tu nicho haciéndote preguntas como: ¿Existen industrias o funciones comunes entre mis clientes actuales? ¿Algunos clientes gastan más dinero conmigo que otros? ¿Es más fácil venderles? ¡Haciendo el seguimiento de las respuestas a estas preguntas, podrás definir tu nicho!

 

Día 2: Consigue clientes ofreciendo algo gratis.

El día 2 deberías regalar algo. ¿Por qué?

Porque en un mundo dominado por precios bajos, ofrecer un regalo te pondrá por delante de la competencia. Empieza por decidir qué vas a regalar.

Piensa en Sonny Ahuja, un minorista de perfumes. Se dio cuenta de que la preocupación principal de sus clientes era recibir productos falsos, por lo que publicó un informe gratuito llamado “20 Maneras de Detectar un Perfume Falso.” ¡El regalo atrajo muchísimo tráfico nuevo a su sitio web!

Una vez que hayas decidido cuál será tu regalo, es crucial que lo empaques de una manera inteligente.

Por ejemplo, digamos que tu regalo también es un informe. Comienza por darle un título que resuma el problema y a la vez capte la atención del lector. Una buena estrategia es desacreditar algo que muchos dan por sentado. Por ejemplo, si estás en el sector de los seguros, tu título podría ser “El Mito #1 del Seguro de Salud: Cuanto Más Pagas, Mejor Será Tu Cobertura.” O podrías adoptar la forma de un tutorial, como “Siete Pasos Para el Desarrollo de Líderes para Llevar Tu Compañía Más Lejos.”

Sin embargo, los empaques inteligentes no son suficientes. También tendrás que asegurarte de que el contenido de tu regalo sea relevante. Al escribir un informe de regalo debes comenzar por elegir un tema que no solo sea interesante hoy, sino que lo sea durante los próximos años. En resumen, debes evitar las modas y el contenido obsoleto.

En lugar de eso, apunta a las emociones humanas básicas. Al elegir un tema, céntrate en las cosas que provocan un interés particular o miedo en tus clientes.

Una vez que ya hayas esbozado tu idea, estás listo para desarrollar el contenido. Definitivamente tendrás que entregar alguna información valiosa para convertir a tus lectores en clientes, pero no compartas demasiado. Tu objetivo es que tus lectores estén satisfechos pero que quieran más y estén dispuestos a pagar por ello. Así que diles qué hacer y qué no hacer, pero resérvate la forma de hacerlo.

 

Día 3: crea un sitio web para entregar tu oferta y empieza a promocionarlo el día 4.

Así que has desarrollado un regalo gratuito. El Día 3 se trata de la construcción de un sitio web que atraiga a los visitantes cuando se suscriban a tu regalo. De esta manera puedes permanecer en contacto con tus clientes potenciales. Comienza con la creación de una página en tu sitio web en la que anuncies tu regalo gratuito y asegúrate de que sea algo atractivo para que los visitantes se inscriban y proporcionen su información de contacto.

¿Cómo?

Comienza con un encabezado que atraiga a los visitantes. El título de su informe gratis funcionará siempre y cuando sea bastante pegadizo. Algo así como “Siete Secretos para Comprar Casas a Precios de Ganga en Cualquier Área.” Una vez que tengas un título pegajoso, coloque entre cuatro y doce puntos que describan lo que estás compartiendo. Ten en cuenta que sus aliados más importantes en esta tarea son la curiosidad, el miedo, el dolor y el beneficio. Úsalos para despertar el interés de tus visitantes.

Por último, asegúrate de dar a los visitantes la opción de inscribirse para obtener tu regalo y recuerda, si pides demasiada información, serán menos las personas que se inscribirán.

Una vez que hayas empezado a registrar contactos pasa el día 4 lanzando lo que se conoce como una campaña de goteo de mercadeo, una serie de mensajes enviados en un corto período de tiempo. Esta técnica desarrollará confianza y credibilidad, y al mismo tiempo hará que el nombre de tu negocio se grabe en la mente de tus suscriptores.

Para lograr esto, estos mensajes deben mostrar tu experiencia y tu personalidad, comunicar en qué eres competente y en qué sentido es un placer trabajar contigo.

Aunque la escritura a una audiencia grande puede parecer difícil, puedes hacer que sea algo simple con algunos trucos. Por ejemplo, trata de escribir con una sola persona en la mente. Simplemente imagínate a una persona que sepas que se asemeja a tu cliente ideal y escríbele directamente.

También puedes hacer que este proceso sea más fácil mediante el uso de una respuesta automática, una herramienta para recopilar los datos de los suscriptores y enviar automáticamente mensajes de correo electrónico en tiempos establecidos. Por ejemplo, puedes pre-escribir dos años de mensajes programados para que sean enviados a una tasa de uno cada diez días.

 

Día 5: Incrementa el tráfico de tu sitio web y empieza la publicidad.

Una vez que tu sitio web esté configurado, pasa el día 5 añadiendo publicidad a tu sistema de mercadeo y ganando nuevos visitantes y clientes.

¿Cómo? Con el pago por clic, o publicidad PPC. Así es como funciona:

Los anuncios PPC son anuncios de Internet que solo pagas cuando alguien hace clic en ellos. Hay un montón de sitios que ofrecen ofertas de publicidad PPC como Bing, Facebook y LinkedIn, pero el mejor es Google.

A continuación, te indicamos cómo empezar.

Crea una cuenta de Google AdWords y elige las palabras clave para tus anuncios. Es esencial escoger buenas palabras clave, pues solo los usuarios cuyos criterios de búsqueda las incluyan verán tus anuncios. Así que al elegir sus palabras clave, ponte en los zapatos de tus clientes. ¿Qué escribirían ellos en un cuadro de búsqueda?

Una vez que tu cuenta esté configurada y tus palabras clave hayan sido elegidas, ¡es hora de escribir tu anuncio! La buena noticia es que es fácil hacer que tu anuncio sea relevante ya que Google le dará un puntaje de calidad. Esto significa que cuanto más apropiadamente Google considere que tu anuncio corresponde a los criterios de búsqueda de la gente, mejor se posicionará. Por ejemplo, digamos que publicas un anuncio para “calcetines de rayas.” Cada vez que la búsqueda de un usuario lo lleve a tu anuncio y hagan clic en él, se le notifica a Google que tu anuncio es efectivo.

Pero también es importante cuidar que tu anuncio sea conciso. Google solo te permite 95 caracteres, ¡así que tendrás que hacer que cuenten! Eso implica centrarte en los beneficios en lugar de las características. Si, por ejemplo, eres un abogado de daños personales, tu anuncio podría decir “Averigua cuánto vale tu caso.”

Pero tal vez la publicidad con Google no sea lo mejor para ti. No te preocupes, hay un montón de alternativas. Por ejemplo, con Bing obtendrás un precio más bajo por palabra clave, pero con un detalle: Bing apenas representa aproximadamente el 25 por ciento de todas las solicitudes de los motores de búsqueda. Facebook es un lugar de publicidad eficaz para aquellos que se promocionan a mujeres y LinkedIn es ideal para llegar a los profesionales masculinos y femeninos.

Ahora que los fundamentos están en su lugar, ¿a dónde vas a partir del día 5? Empieza a construir tu campaña – a partir de las redes sociales.

 

Impulsa tu estrategia de mercadeo con publicaciones bien posicionadas en las redes sociales.

Está claro que unos cuantos tweets sobre tu negocio no atraerán clientes. Pero puedes utilizar las redes sociales para atraer clientes potenciales, redirigirlos a tu sitio web y convertirlos en clientes. Comienza creando perfiles de redes sociales para tu negocio. Google es de nuevo la mejor opción, a través de su plataforma de medios sociales Google+.

¿Por qué?

Debido a que Google ofrece la mayor visibilidad, porque los mensajes en Google+ se muestran con más frecuencia que los mensajes en cualquier otra red social.

Después de crear tu cuenta, escriba un lema que esté por debajo de diez palabras y recuerda que las palabras clave son esenciales. Por ejemplo, si eres un dentista una buena opción sería “Odontología económica y sin dolor por el dentista de Milwaukee.” Una vez que tengas tu lema listo, completa las secciones restantes de tu perfil y agrega un enlace a tu sitio web.

Una vez más, si Google no es lo tuyo hay muchas alternativas. Por ejemplo, una página de empresa en LinkedIn te permite contar la historia de su negocio. Si eliges la opción de página de empresa en Facebook, simplemente coloca tus palabras clave en la descripción de tu empresa y espera a que los usuarios se suscriban a tu página por gusto. Y luego está Twitter, un medio para captar potencialmente la atención de miles de personas cuando otros republican tus tweets.

Pero configurar perfiles es apenas el comienzo. También es esencial que hagas publicaciones regularmente, que mantengas tus perfiles animados.

Aquí te decimos cómo.

Al publicar en las redes sociales es clave que utilices un gancho diferente cada vez. Una buena estrategia es cambiar entre preguntas, como “¿Qué ideas para ahorrar impuestos te ahorrarían una fortuna?” listas como “Los diez errores más comunes al llenar una declaración de impuestos” y consejos como “Aquí están las ideas que siempre sorprenden a mi clientela.”

Pero hacerle seguimiento a las redes sociales puede ser difícil. Así que es más sencillo programarlo con antelación. Terceros como HootSuite ofrecen administrar tus redes sociales por ti, pero si las manejas por tu cuenta, ten presente el momento. Por ejemplo, evita programar publicaciones en días de noticias fuertes – como una elección presidencial o una situación de emergencia.

 

Refuerza tu presencia en línea a través de los blogs.

Una vez que tengas los fundamentos de las redes sociales en marcha, puedes expandirte a los blogs. Aunque el tiempo requerido para escribir un blog puede parecer abrumador, invertir en ello te puede producir excelentes resultados.

¿Por qué un blog?

Se debe a que los blogs te establecen como un líder de pensamiento, una persona de autoridad en tu campo. No solo eso, sino que cada publicación que realices podría atraer nuevos clientes a tu sitio web. Dado que Google ama el contenido nuevo, el ranking de tu sitio web se verá beneficiado por cada nuevo artículo que publiques en tu blog. Y, por último, los blogs son una excelente manera de mantenerte en contacto con tu base de clientes.

Pero para construir un buen blog primero tendrás que encontrar tu estilo. Eso significa que evites la jerga corporativa a toda costa. No hay nada más aburrido que el lenguaje técnico y la jerga. En lugar de eso, usa un estilo conversacional uno-a-uno y dirígete a tus lectores directamente con detalles personales.

Por ejemplo, un artículo sobre tu trayectoria profesional o experiencias pasadas, puede construir rápidamente tu reputación y confiabilidad. Ten en cuenta que la gente tiende a olvidar los hechos, pero recuerda las historias.

Como sucede con cualquier actividad en Internet, no se puede subestimar el poder de los motores de búsqueda para optimizar la visibilidad de tu blog. Así que para mantenerte en un buen lugar en las búsquedas, asegúrate de incluir tus palabras clave en el título y la primera frase de cada publicación, poniéndolos en negrita para añadir efecto.

Pero ¿y qué hay con el contenido de tus publicaciones?

Una buena opción es optar por cosas que tus clientes deben hacer de forma regular. Si eres un dentista, tus publicaciones pueden recordarle a los lectores que usen hilo dental dos veces al día. O puedes desacreditar mitos extensamente creídos y advertir sobre errores comunes con publicaciones como “Diez errores que cometen los padres con su primer bebé.” Debes entonces exprimir tu punto con historias verdaderas y testimonios. Por ejemplo, si vendes productos para el cuidado de la piel, podrías compartir una anécdota sobre cómo una crema de acné que vendiste a un adolescente desesperado cambió su vida por completo.

No importa lo que escribas, ten presente que el blogging para el negocio se trata de lo que es valioso para los demás.

 

Llega a una audiencia más amplia a través de la cobertura en medios y los correos electrónicos directos.

Tal vez las redes sociales y los blogs no sean suficientes para ti. Deseas hacer que tu regalo gratuito llegue a más personas. Tienes dos opciones: o apelar a las masas o dirigirte a un público específico.

¿Cómo?

A través de los medios tradicionales. La cobertura de los medios de comunicación es un método poderoso para alcanzar a un público más amplio. Todas las formas de medios de comunicación desde la televisión a la radio e incluso la prensa pueden fortalecer tu imagen. Porque la visibilidad en los medios de comunicación lleva a un tipo de credibilidad que es imposible de alcanzar únicamente a través de la publicidad.

Pero para atraer a los medios de comunicación necesitarás enfocar la historia desde los ángulos adecuados. Porque no se trata de lo que quieres comunicar, sino de lo que quieren los medios. Y eso significa que deben ser historias comerciales..

Puedes hacer que tu oferta sea más atractiva conectándola a eventos actuales como las próximas vacaciones. Por ejemplo, digamos que eres un dentista y que es época de Navidad. Podrías entrar en el espíritu de las fiestas ofreciendo servicios dentales gratuitos para los niños desfavorecidos.

Otra estrategia es aferrarte a una tendencia o construir una historia que gire en torno a una celebridad. Por ejemplo, un sastre podría ganar cobertura ofreciendo un análisis de la ropa de Obama en la Cena de los Corresponsales de la Casa Blanca.

Y por supuesto está el correo directo. Si bien puede parecer anticuado, piensa en cuánta menos competencia hay en tu buzón de correo si lo comparas con tu bandeja de entrada. Además, la tangibilidad de una letra física causa una impresión más fuerte en el receptor.

Pero una estrategia eficaz de publicidad por correo requiere que encuentres y, si es necesario, compres la lista de correo correcta. Puede ser que hayas oído hablar de las listas compiladas – opciones baratas que recolectan información pública y general. Pueden ser inexactas, por lo que una mejor opción y más costosa son las listas de respuestas, que detallan la información privada de las personas que respondieron a ofertas similares en el pasado.

Por ejemplo, el autor utilizó listas de respuestas para anunciar su última publicación de mercadeo a las personas que compraron un libro sobre autoayuda para pequeños empresarios, ¡y su publicación fue un éxito instantáneo!

 

Encuentra un socio, haz una empresa en conjunto y crea una situación ganar-ganar para ambos.

Entonces ya tienes tu sistema de mercadeo en su sitio y funcionando sin problemas. Un último esfuerzo cerrará el asunto: establecer una empresa conjunta, un esfuerzo de cooperación entre un socio y tú que esté diseñado para que ambos ganen dinero. La colaboración incluso puede consistir en un negocio totalmente nuevo que construyan juntos. La clave para empezar es encontrar a los socios adecuados.

¿Cómo?

Idealmente, deberían estar en una industria similar a la tuya. Por ejemplo, hay ciertas asociaciones que parecen naturales, como un agente de bienes raíces que se une a un corredor de hipotecas. Pero hay combinaciones menos obvias como un quiropráctico que se une con un abogado de lesiones que también pueden producir excelentes resultados.

Simplemente recuerda no asumir que la elección obvia es la correcta. Después de todo, es probable que tus competidores también las hayan explorado.

Una vez que hayas elegido a los socios, el primer obstáculo que tendrás que superar es la desconfianza. Por esta razón, las asociaciones más efectivas son entre personas que ya tienen relaciones preexistentes.

¿Cómo se pueden construir relaciones de confianza para las empresas conjuntas?

Una buena manera es ofrecer tus servicios a socios potenciales. Por ejemplo, podrías ser voluntario para ser un orador invitado en su seminario.

Pero en algunos casos habrá demasiada competencia para que estrategias como ésta funcionen. En ciertos casos, tendrás que comprar su camino. Por ejemplo, digamos que tendrás que organizar seminarios en el que el orador invitado principal sea el dentista más prestigioso en California. Si solo le dieras un porcentaje de los beneficios, probablemente se preguntaría si sería mejor dirigir su propio seminario. Por lo tanto, con el fin de forjar relaciones duraderas tendrás que crear situaciones de ganar-ganar y eso significa una división justa de las ganancias.

Al implementar tu sistema de mercadeo ten en cuenta que se requiere compromiso. Tendrás que llevarlo adelante por lo menos durante seis meses. Pero recuerda, ¡una vez que hayas construido una gran base, la conversión de clientes será aún más fácil!

 

Conclusiones

El mensaje clave en este libro:

Las campañas de mercadeo de gran alcance no son exclusivas de las grandes empresas con tiempo y dinero para estrategias elaboradas. Todo empresario tiene el potencial para elaborar un plan adecuado a las necesidades de su negocio. El truco consiste en centrarse en un sistema dinámico en lugar de invertir en actividades que no se conectan entre sí.

¿Quieres ser un mejor gerente comercial?

Recibe la guía de estrategia y aprende las mejores técnicas de ventas y liderazgo comercial

La recibirás GRATIS antes de que sea publicada

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *